El vaginismo: Uno de los problemas sexuales más comunes en las mujeres

El vaginismo: Uno de los problemas sexuales más comunes en las mujeres

PsyqueRadio
Podcast

Transmitido el 4 de mayo de 2018
Producción: Radio Irfeyal

Conducción: Lcdo Antonio Zarango

Stephanie Obando López Psicóloga clínica nos habla sobre el vaginismo: La cultura y la formación religiosa a veces puede generar ideas deformadas y negativas con respecto del placer dentro del sexo. Esto genera que las mujeres repriman sus malestares y no hablen abiertamente de sus problemas en la intimidad.

El vaginismo es una disfunción sexual femenina que consiste en que los músculos del canal vaginal se cierran y generan dolor o incluso la imposibilidad de la penetración.

Escúchalo aquí!

Síguenos:

Yoga: Posturas de equilibrio

Yoga: Posturas de equilibrio
Luego de una larga jornada, al llegar a la casa puedes hacer una pequeña sesión de yoga.
 
1. Prepara tu espacio, coloca velas o la escencia de tu preferencia y una música relajante.
 
2. Siempre haz ejercicios de calentamiento articulatorio para evitar lesiones.
 
3. Hoy trabajaremos posturas o asanas de equilibrio.
 
4. La postura del TEMPLO tiene la finalidad de que busques aquietar tu mente obtiendo paz y equilibrio al mantener la postura al menos por 40 segundos para comenzar, con cada pie.
 
Además esta postura nos ayuda a eliminar energía sobrante y a captar energía positiva.
 
5. La postura del ARQUERO CELESTIAL requiere de fuerza en las piernas, concentración para mantener la postura y respiración profunda. Mantén la postura al menos 40 segundos para comenzar en cada pierna.
 
6. Para culminar recuéstate o quédate en posición flor de loto escucha la música, cierra los ojos y respira. Esto por 10 minutos.
Síguenos:

La Flaquita nos cuenta su experiencia :D!!

La Flaquita nos cuenta su experiencia :D!!
¿Han sentido ansiedad cursando los últimos semestres de su carrera porque creen que fue una mala elección? A mi me pasó. Creía que yo no servía para diseñar productos hasta llegar al punto de ser, emocionalmente, muy dura y exigente conmigo mismo.
Acudí con la Dra. Stephy ciertamente para aclarar mi panamora sobre mi profesión, pero durante las sesiones ella también me ayudó a descubrir e identificar un montón de variables que me hicieron comprender y aprender poco a poco quien era y porque actuaba de ciertas maneras. Eso fue lo que me gustó. Encontrar la raíz de los problemas para empezar a soltarlos y así dejar que yo siga floreciendo.
Ir a terapia para mi es muy enriquecedor. Puedo decir que existe una Andrea antes y una Andrea después de asistir a las citas, que por cierto para mí son muy divertidas. Ahora siento que soy una persona que valora su trabajo, que acepta que puede cometer errores y que no está mal si te pasa. Siento que aprendí a reconocer mis emociones y a dejarlos fluir. Aún tengo cosas que reconocer, aprender y solucionar, pero lo importante es que la terapia me enseñó las herramientas para manejar las situaciones que se vengan.
Volvería mil veces
Att: La Flaquita.
Síguenos:

Gaby C nos cuenta su experiencia!

Gaby C nos cuenta su experiencia!

La primera vez que decidí ir a Terapia fue por una crisis “matrimonial” que estaba viviendo, buscaba que alguien me guíe en qué era lo que debía hacer y cómo hacer para superar todo lo que estaba pasando dentro de mi relación. Sin embargo, al ir progresando descubrí que no sólo había cosas que tenía que trabajar en el aspecto de pareja, sino también mías, tan profundas que venían desde mi infancia. Ahora he logrado cerrar círculos antes pensaba que no me iban a afectar, he ido curando cicatrices, amando mis imperfecciones y sentando bases tan sólidas que me permitirán empezar todo de nuevo. Aún tengo temas pendientes, pero me siento una mujer libre, diferente y más segura de sí misma, no soy la misma que cruzó la puerta de la Consulta por primera vez.

Gracias Doc Stephanie por su apoyo, su paciencia y su profesionalismo, a veces el paciente se demora en encontrarse pero con su guía he logrado superar varias de las cosas que estaban mal en mi vida, descubrir que conductas no son normales y que es lo que realmente busco en mí y en las personas que me rodean.

Asistir a Terapia ha sido una de las mejores decisiones de mi vida.

Gabriela Cortés Vega.

Síguenos:

Patricia nos cuenta su experiencia!

Patricia nos cuenta su experiencia!

A la edad de 5 años mis padres se divorciaron, lo que desencadenó,  el apartarme por momentos de la realidad, del sufrimiento que sentía, por medio de acciones repetitivas compulsivas. Aunque en mi niñez pude superarlo, en mi adolescencia, volvieron a tomar fuerza estas repeticiones compulsivas, tales como lavarme muchas veces las manos, amarrarme varias veces los cordones de los zapatos, entre otras acciones compulsivas. Esto se producía cada vez que sentía nervios y ansiedad por alguna situación. A los 19 años fui diagnosticada que sufría de Trastorno Obsesivo Compulsivo (TOC). Después de intentar varios tratamientos tanto siquiátricos como sicológicos, pude recibir una certera  terapia por parte de la Dra. Stephanie Obando, quien con su gran comprensión, me ayudó a superar casi en su totalidad mi trastorno. Me ayudo también a sobrellevar mis estados de ánimo y darme cuenta que mi trastorno es manejable. Le doy gracias a Dios el haber encontrado a una sicóloga con el alto grado de responsabilidad y profesionalismo de la Dra. Stephanie Obando.

Abg. Patricia Maldonado L.

Síguenos:

Gaby nos cuenta su experiencia!

Gaby nos cuenta su experiencia!

Para mí, ir a terapia ha sido una experiencia de aprendizaje, no sólo de herramientas que me ayudan a manejar mejor las situaciones a mi alrededor, sino también de conocerme, entenderme y saber lo que quiero. No puedo decir que este camino ha sido fácil pero estoy muy segura que ha válido la pena todo el esfuerzo y trabajo en mi proceso. Siento que soy una mejor versión de mi misma,más tranquila y segura. Aún queda mucho más por aprender y estoy emocionada por los cambios y cosas nuevas que el futuro me depare. Nada se compara con estar bien con uno mismo.

Att. Gaby Ortiz
Síguenos:

Yoga: La postura de la Pinza

Yoga: La postura de la Pinza
 Haga click sobre las imágenes para visualizarlas mejor.
Luego de una larga jornada de trabajo es importante tomarse un tiempo para uno mismo.
El yoga es una disciplina física que trata de buscar el equilibrio entre el cuerpo y tu interior. En el yoga no hay rivales, no hay competencia, es ese momento de paz y silencio contigo mismo, de conocer tu cuerpo y de ir observando tus propios progresos.

 

 

1. Prepara tu espacio de tranquilidad, coloca música relajante y una escencia que sea de tu agrado.
 
2 .Empieza siempre con una pequeña secuencia de calentamiento articulatorio para evitar lesiones.
 
3. Comienza con estiramientos laterales y frontales, mantén la postura al menos 40 segundos en cada “asana”, respira y relájate.
 
La postura de la PINZA tiene como finalidad mejorar tu seguridad personal y mejorar tu fuerza de voluntad mientras te relajas.
 
4. Empieza a tu ritmo, demora lo que sientas que tu cuerpo necesita y termina recostándote, cierra los ojos y escucha la música por unos 10 minutos.
Síguenos:

Jairo nos cuenta su experiencia!

Jairo nos cuenta su experiencia!
Para algunas personas ir al psicólogo es sinónimo de debilidad, pero ciertamente la terapia psicológica te puede convertir en una persona emocionalmente fuerte.
En mi caso personal asistir a terapia psicológica ha sido un constante aprendizaje y descubrimiento de mi ser, mis fortalezas y debilidades, cambiar mis creencias limitantes, el amor y la autoestima, la relación conmigo y la convivencia con los demás. Pero sobre todo, ha sido entender que lo que soy es resultado de creencias adquiridas en el tiempo, creencias que pueden ser modificadas para construir esa persona extraordinaria que quiero y merezco ser.
Eso es la terapia psicológica el apoyo, tu aprendizaje de esas herramientas para crear a ese hombre o que mujer que merecemos ser y que nos permitirá enfrentar con inteligencia y determinación las circunstancias de la vida.
                                         – Jairo M. –
Síguenos: